18.6 C
Monteros

Seguínos

La carta veloz de Cristina Kirchner y el helado italiano de Santiago Cafiero

Letra vicepresidencial

Todavía se sigue hablando en el Frente de Todos de la conmoción interna que causaron las PASO, donde la coalición gobernante quedó impactada por el margen de la derrota electoral.

Hoy, mientras intentan recuperarse de la crisis interna -dubitativos entre seguir los consejos del catalán Antoni Gutiérrez-Rubí o continuar con actos peronistas convencionales como en Nueva Chicago o Tucumán-, los estrategas de campaña esperan ver cuáles serán los próximos movimientos de Cristina Kirchner. Estos serán fuera de los consejos «marketineros» y con presentaciones sorpresa en municipios del conurbano, como los que supo hacer en Lomas de Zamora o en Ensenada antes de las Primarias. «Son muchos los intendentes que están pidiendo que vaya Cristina», señala una de las personas de mayor confianza de la vicepresidenta.

Pero una duda que quedó tras la crisis -que derivó en un cambio y reacomodamiento del Gabinete de Alberto- se puede develar ahora: ¿cuánto tardó Cristina en escribir la carta que hizo implosionar al Gobierno y al Frente de Todos? «No estaba escrita ni pensada muchos días antes, la hizo en esas horas de tensión y desconcierto. Y sirvió para ordenar al Gobierno y a toda la coalición», reconoce alguien que siguió con la ex Presidenta el desenlace de la interna que crispó a todos y a todas en el peronismo. Allí, CFK dijo que «no soy yo (quien jaquea a Alberto), es el resultado de la elección y la realidad». ¿Sinceramente?

Cristina Kirchner en Lomas de Zamora

Gelato italiano

El canciller Santiago Cafiero tuvo esta semana su debut en las grandes ligas diplomáticas en el marco de la cumbre de ministros del G-20 que se realizó en Sorrento, Italia. Y su estadía en tierra napolitana le deparó algunas sorpresas familiares.

Santiago Cafiero en el G20 con la nigeriana Directora General de la Organización Mundial del Comercio (OMC), Ngozi Okonjo-Iweala,

Es que en la cena de ministros oficial -realizada en el Hotel Riviera, frente al mar- se sirvió un postre elogiado por todas y todos los presentes: una «delicia de limón», hecho por la mejor heladería de Sorrento, famosa por haber sido visitada por Diego Maradona, Sofía Loren, The Rolling Stones hasta Michael Schumacher. Pero la sorpresa fue que el dueño y maestro heladero se llama ¡Antonio Cafiero!. El hombre es un homónimo del abuelo de Santiago Cafiero. Es más: en la heladería hay una foto en la pared con el ex gobernador bonaerense visitando y probando las delicias del local. Por eso, el Antonio Cafiero sorrentino quiso conocer al nieto y lo esperó con una torta argentina. Esas anécdotas las terminó contando en el G20 Luigi Di Maio, el canciller y anfitrión italiano que se enteró de la historia en la bilateral que mantuvo el lunes con Santiago Cafiero y donde el argentino le agradeció el apoyo de Italia en la negociación argentina ante el FMI. Allí también, el canciller argentino recordó que el papá de Antonio Cafiero se fue de Sorrento a la Argentina, escapando de la hambruna de 1900 y se instaló en Barracas. ¡Torna a Surriento, fammé campá!

El helado del maestro heladero Antonio Cafiero, homónimo del abuelo de Santiago Cafiero, que los elabora en Sorrento

¡Al debate!

Este miércoles, se desarrolló en el canal de noticias TN el debate entre los candidatos porteños para la elección a diputado nacional. Estuvieron allí las primeras cabezas de lista como son María Eugenia Vidal, Leandro Santoro, Myriam Bregman y Javier Milei. Todas y todos los candidatos se prepararon para la tenida, pues la intención era no fallar ante posibles chicanas de sus rivales, amén de intentar resultar ganadores del debate. Y para eso, Vidal ensayó bastante, con dirigentes que actuaron como los contrincantes: por eso, el abogado Yamil Santoro hizo de Javier Milei; Silvia Lospennato se corporizó en Myriam Bregman. Y para el rol de Leandro Santoro, se convocó a Martín Ocampo, radical porteño que supo ser ministro de Seguridad de Horacio Rodríguez Larreta.

En esas reuniones de campaña, se habló «fuerte» de las tensiones que provocó el arribo de Marcos Peña a la campaña porteña de Juntos por el Cambio. El ex jefe de Gabinete, y hombre muy cercano a Mauricio Macri, alteró los ánimos de quienes llevaban adelante la campaña en la Ciudad de Buenos Aires sin sobresaltos. Pero la intención de intentar alcanzar un número superior que el obtenido en las PASO y la de conservar todos los votos alcanzados por Ricardo López Murphy dieron volumen a las sugerencias del ex funcionario nacional, quien se reincorporará a la campaña esta semana, luego de unos días de descanso en familia. Oposición inquieta…

María Eugenia Vidal. Foto Martín Bonetto

TEMAS QUE APARECEN EN ESTA NOTA

Fuente: clarin.com

Mas noticias

NOTICIAS RELACIONADAS