Robaron el carrito de Negrita, una perrita discapacitada de Famaillá

Milagros, su dueña que la rescató hace tres años tras haber sido atropellada, aún no comprende que alguien haya tomado el dispositivo de la puerta de su casa. La solidaridad no se hizo esperar y Negrita ya tiene una nueva luz de esperanza.

Famaillá fue lugar de un hecho de inseguridad insólito, luego de que Negrita fuera despojada de su carrito que le permitía desplazarse, ya que sufre una discapacidad tras haber sido atropellada tres años atrás.

Milagros Alderte es la dueña de esta perrita y en una charla con eltucumano.com contó cómo fue el hurto y lo inentendible de que alguien se llevara el artefacto. “Antes de ayer (por el lunes) la saqué como todos los días al patio con su carrito para que pueda jugar bien y no se lastime. Jugó todo la tarde y a la noche se lo saqué, lo lavé y lo dejé colgado en la reja de mi casa para que se seque, como siempre lo hago desde que la tengo conmigo”.

“Cuando me levanto al otro día, el carrito no estaba. Pregunté por todos lados, a los vecinos y nadie vio nada”, agregó la joven de barrio San Fernando que confía en que ninguno de sus vecinos pudo haber sido el autor del robo ya que todos saben lo que pasa con una de sus mascotas.

“Realmente no entiendo quién podía llevárselo, porque ni siquiera a otro animal le sirve. Está modificado y hecho a medida para Negrita. No tiene valor de nada, no entiendo el fin con que se lo llevaron”, se preguntó Milagros, que dio detalles del estado del animal: “Estaba super triste porque tengo otras perras y todas salían a jugar y ella estaba encerrada, deprimida. No quería levantarse y se metía en su cucha”.

Sin embargo, tras más de un día sin saber qué hacer, la solidaridad de los tucumanos se hizo presente y esta mañana una vecina de San Miguel de Tucumán donó un nuevo dispositivo para Negrita. “Anoche se comunicó conmigo una señora que se llama Maru, de la Capital, diciéndome que tenía un carrito. Me dijo si lo podía pasar a buscar y como no tengo movilidad, otra señora, una doctora, me lo acercó esta mañana”, dijo con alegría.

“El carrito le queda un poco pequeño pero ahora lo voy a hacer modificar”, cerró la charla Milagros, agradecida por la rápida respuesta a su pedido.

Negrita junto a su nuevo carrito.-

 

Mas Noticias

También puede interesarte