La maestra estadounidense Jessica Langford fue condenada a un año de cárcel y cinco de trabajos comunitarios por haber tenido sexo con un alumno de 14 años. Fue el director del colegio Miamisburg Middle School, en el estado de Ohio, el que los encontró en un aula mientras mantenían relaciones. Tras la sentencia, el papá del menor denunció que su hijo sufre depresión y bullying por parte de sus compañeros.

El juez Timothy O’Connell le dio un año de cárcel a la maestra por las tres acusaciones sexuales que pesaban en su contra, aunque la defensa pedía 15. Langford tiene 32 años, está casada y tiene un hijo. Según los detalles que se conocieron durante las audiencias, tuvo sexo con penetración y oral con el menor que estaba a su cargo incluso dentro del colegio en el que trabajaba.

“No hay un día en el que no deseara haber hecho las cosas de otra forma. Sé que soy totalmente responsable“, dijo la docente al admitir la culpa. La actitud de reconocer el delito y colaborar con la Justicia atenuaron la pena.

La mujer estuvo acompañada por su esposo durante el proceso. (Foto: Fox45now).
La mujer estuvo acompañada por su esposo durante el proceso. (Foto: Fox45now).

Durante el juicio, el menor relató cómo fueron los encuentros sexuales, que se dieron en mayo del 2017. “Empezamos con besos, desde ahí escaló”, dijo el adolescente cuyo nombre se mantiene en reserva.

Según informó el canal de noticias WHIO TV, el menor confesó que buscó a la docente en la aplicación Snapchat, que ella le preguntó por qué la había agregado a su red y él le respondió que quería tener sexo con ella.

El año pasado, Longford se encerró con el alumno en un aula el último día de clases y empezó a besarlo. El acto duró 30 minutos y hubo penetración y sexo oral hasta que el director del Miamisburg Middle School golpeó la puerta, que estaba trabada.

En ese momento, la profesora le pidió al menor que se escondiera debajo de una mesa y ella salió con su jefe. El chico dijo que al volver “se sintió incómodo, sabía que algo estaba mal”.

“Descartó el cuidado de los chicos por su propia gratificación sexual”

El papá del alumno contó detalles desgarradores sobre lo que sufrió su hijo después del episodio. “A ella se le confió el cuidado de los chicos y estudiantes y lo descartó por su propia gratificación sexual”, dijo. Señaló que el menor pasa momentos de profunda tristeza y depresión y que sus compañeros le hacen bullying en el colegio y lo dejan de lado en cada actividad.

“Se siente avergonzado y solo. Lo acosan constantemente en la escuela“, agregó.

Jessica Langford estalló en lágrimas al escuchar la sentencia, a pesar de que la pena que le dieron fue mucho menor a la que la defensa esperaba.